Agencia de publicidad Estilo y Diseño

Con el respaldo de:
Buscar

Tips

Que SI y que NO decir cuando negociamos

Que SI y que NO decir cuando negociamos

Ya sea con tus amistades, con tu familia, en tu trabajo o con la pareja, y sea que lo quieras o no es imprescindible ser flexible a la hora de negociar, cuanto antes domines la persuasión serás capaz de establecer ventajas estratégicas, cerrar negocios, obtener descuentos, otorgar y recibir concesiones y establecer mejores relaciones interpersonales, lo mismo que en la vida aplicamos para poder vender, también es posible establecerlo para indicar parámetros para posicionar nuestra marca en el mercado, en las redes sociales y en el marketing directo. La única diferencia es que tan comprometido puedas estar contigo como para manejarte, en lo personal, tal y como manejarías a la mejor de tus marcas, y de hecho tú eres tu mejor marca.

Por ello es imprescindible determinar las palabras clave, que si y que no debemos decir cuando negociamos, no pierdas de vista que la práctica hace al maestro, desde una venta por Internet, hasta una propuesta para salir de vacaciones en pareja, lo más importante radica en la facilidad en la que puedas hacer que este proceso de negociación pase tan desapercibido que tu interlocutor crea que lo que pones sobre la mesa es tan satisfactorio para él como lo es para ti, convéncete a ti mismo y convencerás a cualquiera.

Palabras que no son indicadas a la hora de negociar.

1.- “Terminemos esto ya”. Estoy segura que en alguna negociación larga y muy pesada has caído en esta frase, estamos tan exhaustos que se nota a leguas, estas señales están preparando a nuestro interlocutor a tomar al toro por los cuernos y si es hábil lo usara para obtener ventajas y concesiones que no son benéficas para nosotros, si te muestras dispuesto a negociar sin prisas, te verás mucho más satisfecho y podrás establecer tus condiciones. No comas ansias.

2.- “Me doy”. Imagina que llevas unos meses con ese celular que te regalo tu pareja, compraste otro y ya no lo utilizas, no sabes que valor tiene ahora, tiene un gran valor sentimental para tu pareja así que si te descubre que lo vendiste no te lo perdonara, entonces recurres a la negociación ¿Cuánto pido por el?, es claro que no quedarán muy de acuerdo pero en algún momento te darás por vencido y establecerás  un precio, ese valor es tu base para el resto de la negociación, sin embargo si ella quisiera recuperarlo es posible que hubiera estado dispuest@ a pagar un poco más, dicen que no es bueno mezclar el amor y los negocios, pero realmente, todo en este mundo es un negocio. No lo tomes tan a pecho.

3.- “Es mi precio final”. En la negociación conviene algunas veces ser más flexible, quizá si comentamos con nuestro comprador que hay otra persona en el proceso, quizá que algún “familiar” es quien esta vendiendo esa computadora que esta en venta,  eso te permitirá dar paso a una reflexión más profunda respecto al precio que estas dando y establecer nuevas condiciones, puedes decir incluso que debes consultar la propuesta con tu pareja.

4.- “Mas o menos”. Cuando queremos vender solemos establecer un rango de precios, por ejemplo pedimos $1500 esperando recibir $1000 por lo menos, si el negociador nota duda en tu determinación sabrá que puede bajar incluso de tu precio base, sin querer estaremos vendiendo sin obtener ganancias.

Palabras que disparan la decisión de compra.

1.- “Es fácil y es rápido”. Hacer que un curso o una aplicación sea sencilla, simple y útil libera a tus clientes de instrucciones engorrosas y la compra o pedido debe ser igual de rápida y sencilla.

2.- “Tenemos esta promoción”. Estando ante un anuncio como este lo menos que provoca es atracción. Con tu pareja puedes intercambiar alguna que otra tarjeta para poder intercambiar un beso y un abrazo por un quehacer de la casa, puede que te augure que aunque no este muy dispuesto te aproveches de que estuvo dispuesto a intercambiarlas cuando andaba de buenas. Muy parecido a los cupones de promociones y rebajas de los supermercados.

3.- “Nuevo y completamente garantizado”. Todos necesitamos sentirnos seguros, si no queremos arriesgar nuestra estabilidad y lo que con tanto trabajo hemos logrado construir, garantizar es una mejor palabra que jurar o prometer. Puedes atraer la atención también con palabras como “descúbrelo”,  “es un secreto” o “es la verdad”.

4.- “Si es tuyo”. Y es completamente Gratis, ningún regalo, por malo que sea, deja de ser un incentivo, a todos nos gustan los regalos y ser sorprendidos con algo espontaneo, le da un valor añadido al deseo.

Procura usar palabras positivas, así como reconocer las creencias y necesidades de tu comprador, esto te ayudara a ser una persona persuasiva y concretar ventas, así como a ejercer control sobre ti mismo y del mismo modo ser una influencia positiva en otras personas.

Fuente: g3ekarmy.com

Tags

Regresar a las Categorías
>> Regresar